Inauguraron mural en Escuela Agraria Melchora Cuenca

A pesar del mal tiempo reinante, estudiantes, docentes, familiares, vecinos y autoridades se dieron cita frente a la fachada del edificio de la Escuela Agraria Melchora Cuenca para participar de la inauguración del mural allí pintado por el artista sanducero Daniel Dalmao, con la colaboración de su hija, Manuela Dalmao.
La intervención artística fue resultado de un trabajo conjunto del centro educativo y la Intendencia de Paysandú. Tras algunas palabras introductorias de la directora de la Escuela, profesora Inés González, el mural fue descubierto por la directora general de Promoción y Desarrollo de la Intendencia, María José Manisse, y la directora de la Secretaría de Género, Mariela Coiro, quienes también se dirigieron a los presentes, mientras una tenue garúa comenzaba a hacerse sentir.
“Antes que nada, felicitaré a la Escuela Agraria y a la Intendencia por el trabajo en comunión para lograr esto. Espero haber logrado reflejar un poco como fue Melchora Cuenca”, expresó Dalmao. “Les cuento que para mí fue todo un desafío lograr esto, ya que no hay ningún registro visual sobre Melchora”. El trabajo lo llevó a indagar en libros y relatos históricos, señaló, “y en base a eso, crear. Y no solo crear la imagen de Melchora, sino también lo que ella representa: una mujer luchadora, que fue parte de la Revolución Oriental y que peleó por nuestro país. Llegar a eso me llevó un tiempo. Hubo todo un trabajo anterior de elaboración; espero haber cumplido el objetivo”.

EN CONJUNTO CON LA INTENDENCIA

La idea de pintar el mural surgió “en el marco del proyecto de identidad de nuestra escuela”, explicó Inés González. “Melchora Cuenca, la mujer que da nombre a nuestra escuela, fue lancera de Artigas, y además fue también su esposa. Tuvo dos hijos con él, y vivió en esta zona de Paysandú. Se nos ocurrió hacer un mural en su honor, como forma de afirmar nuestra identidad como escuela agraria”. En 2018, recordó, se había organizado un concurso para crear un logo del centro educativo, “y este año pensamos que estaba bueno crear una imagen, un ícono, que de alguna manera nos identifique. Se llevó la propuesta a la Intendencia, que viene llevando adelante un proyecto de creación de murales en la ciudad, y la idea fue bien recibida. Fue un trabajo en conjunto. Nos apoyaron con la contratación del artista, y nosotros aportamos los materiales”. El artista y su hija trabajaron pintando el mural el sábado y el domingo pasados. Como dato curioso, durante su investigación Dalmao descubrió, “a través del libro ‘Artigas Ñemoñaré’, de Nelson Caula, que él mismo es descendiente de Melchora Cuenca”. Así que para el fue también especial en ese sentido. Al tratarse de la jornada previa a las vacaciones de invierno, para la Escuela fue una jornada distinta, agregó González. “Las educadoras planificaron una jornada de fútbol, juegos en la computadora, una hamburgueseada también. Una jornada de fiesta, digamos”.