Condenaron a libertad a prueba a joven que robó moto en Guichón

La Justicia imputó a un muchacho de 18 años al comprobarse su responsabilidad en el hurto de una motocicleta, la que había modificado recortándole el caño de escape y pintándola de otro color.
De acuerdo a lo informado por Jefatura, el procedimiento fue realizado por la Comisaría 11ª de Guichón en base a una denuncia radicada en diciembre del año pasado cuando una mujer dio cuenta que había dejado la motocicleta Yumbo Eco frente a su casa, sin tranca de seguridad, y al salir hacia la vereda notó su falta.
Las averiguaciones realizadas determinaron que no sería ajeno al hecho un hombre de 18 años y que el rodado estaría cerca de una pista de carreras de caballos. Personal de la citada dependencia se dirigió al lugar donde identificaron al muchacho que hizo entrega del rodado en forma voluntaria y confesó haber sido el autor del robo. Asimismo, mencionó que iba pasando por la calle de la víctima cuando vio la moto sin tranca y aprovechó para tomarla. Una vez en su casa, la pintó de verde, le recortó el caño de escape y le sacó los plásticos para que no pudiera ser identificada. A su vez fue vinculado con el daño causado en la cerradura de la puerta de una camioneta Chevrolet D-Max, que había sido dejado estacionada en calles Paysandú y Dr. De Herrera de la misma ciudad, lo que fue valuado por el damnificado en la suma de 8.000 pesos. Con relación al hecho, adujo que actuó bajo los efectos del alcohol cuando regresaba a su casa. Y que al ver la camioneta frente a un comercio de Barrio Salto, rompió el vidrio del lado del conductor y la palanca con intenciones de ver qué había dentro. Pero ante el sonido de la alarma, desistió y se retiró.
Elevadas las actuaciones a la órbita penal, se resolvió la formalización de la investigación para el joven que resultó imputado y condenado por “un delito de hurto especialmente agravado por la exposición al público en concurso en régimen de reiteración real, con un delito de daño especialmente agravado”, imponiéndole como pena 12 meses de prisión a cumplirse mediante régimen de libertad a prueba debiendo cumplir con varias obligaciones, entre ellas seis meses de arresto domiciliario nocturno.

¡Comenta!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada.


*