Un matrimonio de Merinos ganó el auto de la Semana

El automóvil de la Rifa de la Semana, un Renault Kwid Outsider 1.0 MT, fue ganado por un matrimonio que reside en Merinos y que adquirió el bono 12.779 en la noche del jueves 28, a la vendedora Ariadna Ailén Villivar Pereira, que se encontraba en el área del Espacio Institucional del predio ferial.
Pedro Milán y Griselda Noema Furtado fueron invitados por uno de los seis hijos de la pareja, Nahuel, para recorrer el centro neurálgico de la Semana y así lo hicieron. “Pasamos varios vendedores de rifa del auto. Cuando llegamos al centro, donde había pantallas gigantes, mi esposo dijo ‘¿Compramos uno?’ ‘Bueno, dale’, le respondí”, contó Griselda.
La vendedora “me dijo ‘tengo este (el 12.779) y hasta el ochenta y pico’”, recordó. Pero ella prefirió el primero que le ofrecieron. “Lo compramos y seguimos recorriendo el predio, todo muy lindo. Primero nos dijeron que se iba a sortear el domingo a las 22, y así quedamos. Pero antes de esa hora, en nuestra casa de Merinos, nos llamó nuestro hijo y me preguntó cuál era el número que habíamos comprado. Me llamó para decirnos que habíamos ganado el auto. No lo podía creer, porque él es fino para hacerme bromas. Pero era verdad, una emoción enorme”, expresó Griselda.
El matrimonio tiene un Chevrolet Corsa “hace como once años, es un tesoro. Antes los caminos acá muy malos, se rebotaba dentro del auto. Siempre tratamos de mantenerlo, mantenerlo con los recambios de amortiguadores, de esto, lo otro. Y ahora lo podemos cambiar. Usaremos el nuevo y el Corsa irá para uno de nuestros hijos”.
“Tiré la idea de que se podía pedir la plata pero nadie me dio el voto”, aseguró Griselda Furtado. “Hemos comprado miles de rifas, hemos estado ahí cerquita, pero nunca habíamos ganado”.
El segundo premio, un viaje para dos personas a Río de Janeiro lo vendió Richard “Capitán” Alonso, quien este año coordinó la venta de bonos; y el tercero, una moto eléctrica, Paula y Antonella Perg. Hasta hora ninguno de esos dos ganadores se han presentado ante el Comité.
“El primer número del año se lo vendí a David Medina, un taxista, y el 17.000, el último, a Nicolás Verri”, informó Alonso.