Comenzaron las obras en el Estadio Cerrado

El primer tramo entre cercha y cercha de la bóveda del Estadio Cerrado, del lado norte del escenario, fue removido para comenzar así el recambio del techado.
El trabajo proyectado de renovación del techado, tanto de la cúpula como de los sectores laterales, finalmente pudo ponerse en marcha luego de que la obra fuera inscripta ante BPS por parte de la empresa adjudicataria, que tendrá un máximo de tres meses para llevar adelante el trabajo que insumirá para la intendencia unos siete millones de pesos.
La obra, que fue diagramada en los últimos días teniendo en cuenta que se trabaja a cielo abierto, habiéndose decidido además que el recambio se realice por arriba del techado, espera ser la primera fase de un proyecto más ambicioso de remodelación del máximo escenario cerrado del Interior.
“Son más de 3.300 metros cuadrados de chapa”, había adelantado la arquitecta Mónica Ferrari, de la Intendencia, quien había informado antes del inicio de las tareas que se irían sacando y cambiando chapas por sector, teniendo en cuenta la posibilidad de lluvia durante el tiempo que insuman las tareas.
El destino de las chapas que se están sacando no está definido. “Se han realizado consultas al respecto pero no lo sé. Por lo pronto, se acopiarán”, dijo la profesional, quien adelantó además que “son chapas que no están en buenas condiciones, y que para ser utilizadas deberían repararse”.
Sí señaló que “está en buen estado la cercha, la correa que sacamos”.
La tarea recién comienza, y el Estadio Cerrado irá viendo cómo se produce el recambio de un techado que desde su inauguración a esta parte ha sufrido de la falta de mantenimiento idóneo.
Luego de este proceso, se estudiará la posibilidad de remodelar los vestuarios y agrandar la cancha, aunque lógicamente todo dependerá de los recursos económicos que puedan conseguirse en un futuro. El techo, por lo pronto, quedará nuevo.