ADAP continúa con las actividades suspendidas

En Atención de Alzheimer Paysandú (ADAP) permanece cerrado el local de Washington 843, “mientras esperamos los resultados de la vacunación contra la COVID-19 que ha ido a buen ritmo entre nuestros asociados, según nos comunicaron sus familiares, y los voluntarios de la institución”, dijo a Pasividades su vicepresidenta, Marta Pasarello.

En tanto, continúan las actividades virtuales entre el equipo técnico y los usuarios. “Para ADAP es una alegría saber que podemos contar con ellos y que estarán protegidos. Mientras continúan las tareas que las sicólogas envían en forma virtual a los familiares y continuamos con la comunicación a través de las llamadas. Además, invitamos a las familias y los cuidadores a que planteen temas que les interesen para desarrollar en los distintos espacios que tenemos tanto en la radio como desde estas páginas. Incluso continuamos a través de nuestra página de Facebook Alzheimer Uruguay ADAP, por messenger, por WhatsApp o al 098848396 ”, agregó.

Una reflexión

En estos tiempos de pandemia, la institución compartió la reflexión de Alba, una exusuaria del centro, “quien ya no se encuentra entre nosotros, pero con autorización de sus familiares queremos difundir lo que significó ADAP para ella. Estas expresiones iban a formar parte de la presentación de su libro ‘Narrativa y Cuentos Cortos’, cuando inauguráramos la ampliación de nuestro salón y que describe nuestra tarea diaria”.

“Cuando has tenido una vida llena de trabajo en varios institutos educativos y llega la jubilación, no sabes como llenar el correr del tiempo que se convierte a veces en hastío y falta de estímulo… Por suerte la vida me premió con dos hijas, quienes están al tanto de mis necesidades en todo tipo de situaciones y se dieron cuenta que algo no estaba bien en mi vida. Las dos fueron a hablar con Gustavo Curbelo, el doctor, y les dijo : ‘que venga mañana’…”.

En sus reflexiones, Alba recordaba que “así fue y aquí estoy cada día. ¡Es lo mejor para mí! Soy una más de los adultos que pasamos momentos muy gratos, y hacemos las tareas inherentes a las diferentes asignaturas: dibujo, pintura, gimnasia, lecturas, juegos. Me he preguntado muchos veces: ¿cómo recibe el gran público lo que significa la obra de ADAP? Varios indicadores dan a conocer estos hechos. Primero, la atención de sus médicos a sus pacientes, que siempre está llena la lista de consultas”.

Reconocía que “con el buen resultado en el Presupuesto Participativo, será posible ampliar el salón de clase que ya es pequeño para la cantidad de alumnos inscriptos. Tercero, las donaciones espontáneas, algunas importantes y otras más pequeñas, de material fungible y otras grandes, como un piano en excelente estado. Cuarto, los trabajos de mantenimiento que no tiene costo, pues hay personas que siempre se ocupan del cortado del césped o cualquier trabajo que pueda ser necesario. Cada día agradezco lo que nos da ADAP para comprender el mejor panorama del futuro”.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*