Protocolo para espectáculos impide que actores estén a menos de dos metros en el escenario

Esta imagen no se repetirá por algún tiempo. El Florencio Sánchez puede ser reabierto, pero utilizando filas alternas y con dos metros de distanciamiento físico entre espectadores.

A partir del lunes 3 de agosto venidero se autoriza la reapertura de las salas, de acuerdo al protocolo establecido por la Dirección Nacional de Cultura del Ministerio de Educación y Cultura.
En la víspera fue dado a conocer un protocolo que en principio deja fuera de la reapertura a salas pequeñas, en la medida que entre el escenario y la primera fila debe haber una distancia de cinco metros y en camarines y áreas de trabajo de los teatros no podrán haber más de una persona cada cinco metros cuadrados.
Por otra parte se obliga a modificar las puestas en escena, desde que no se permitirá que los actores tengan entre sí una distancia inferior a los dos metros en el escenario. Esto llamó poderosamente la atención de actores de teatro, que de inmediato hicieron el paralelo con el fútbol, donde no se pide a los jugadores que guarden tal distancia, porque resultaría imposible. A los efectos de la expresión teatral esta medida desembocará en puestas en escena muy poco convincentes.
En cuanto a los espectadores, se recomienda que los mayores de 65 años y aquellas que presenten comorbilidades susceptibles a COVID-19 no asistan a los espectáculos, hasta tanto el Ministerio de Salud Pública modifique las indicaciones.

MASCARILLAS Y DISTANCIAMIENTO FÍSICO

El protocolo establece el uso obligatorio de mascarillas -excepto los artistas mientras estén en escena-, uso frecuente de alcohol en gel y distanciamiento obligatorio de al menos dos metros en la sala. Una persona estará encargada del control de acceso y de las medidas de distanciamiento. Los espectadores, artistas y el personal deberán utilizar obligatoriamente mascarilla facial y mantenerse a distancia (2 metros) de las personas con las que no tienen contacto habitual.
Al ingresar a la sala se tomará la temperatura corporal tanto a espectadores como a artistas y técnicos. No se autorizará el acceso a quien registre más de 37º, lo que incluye a técnicos y artistas.
Como se indicó, solo los artistas están eximidos de utilizar mascarillas pero únicamente durante el transcurso de sus actuaciones y guardando un distanciamiento físico con sus colegas, de por lo menos 2 metros. Aunque artísticamente sea necesario el contacto físico o un mayor acercamiento entre los intérpretes, el mismo no puede producirse: habrá que adaptar las puestas en escena para responder a este requisito inevitable, indica el documento en una de las determinaciones más polémicas.

EXIGENTES MEDIDAS DE LIMPIEZA

Se deberá proceder a la frecuente limpieza de las zonas a las que accedan tanto el público como el personal. El Procedimiento de Limpieza deberá incluir cantidad de insumos, qué productos, encargado de efectuarla, con qué frecuencia, y planilla de registro de horarios de limpieza y desinfección, con detalle de quien realiza la tarea y verificación de la misma.
En el caso de tener sistemas de calefacción, ventilación o aire acondicionado se deberá realizar un mantenimiento regular y proceder a su cambio cuando corresponda. Si estos sistemas no están instalados, se deberá considerar otro tipo de ventilación regular y controlada para las salas, áreas administrativas y espacios de circulación del público. En el caso de los equipos de aire acondicionado, se debe emplear la modalidad “recambio de aire exterior”.
Todas las áreas de circulación y permanencia de personas deben ser higienizadas en forma habitual. La higiene de los baños se hará con una cadencia acorde con el número de espectadores.
No será necesaria la colocación de alfombras desinfectantes para el calzado: las mismas no se recomiendan de forma universal, quedando restringido su uso a los centros hospitalarios y áreas de elevado riesgo biológico, como las industrias alimentarias.
Se deberán instalar dispensadores de alcohol en gel para utilizar previo al ingreso a la sala de espectáculos y en los servicios higiénicos se asegurará la existencia de abundante jabón y toallas descartables.
También se deberá contar con una zona aislada donde dejar efectos personales como bolsos, mochilas y abrigos.

ENTRADAS ONLINE

La compra de entradas y toda comunicación será preferentemente por vía online, pero se permitirá la venta directa al público en boletería, siempre que se guarden las distancias físicas y medidas de higiene. Será necesario contar con alcohol para desinfección de teléfono, pos y computadora; se lavarán y desinfectarán con frecuencia superficies duras, manijas, perillas de puertas, interruptores de luz, máquinas de café y otros objetos semejantes.

EN FILAS ALTERNAS

Se controlará y limitará, de ser necesario, el acceso a los espacios de circulación o concentración de público, para asegurar al máximo las disposiciones de distanciamiento físico, con un mínimo de 2 metros de distancia entre individuos.
Se habilitará el ingreso a sala por lo menos media hora antes del comienzo de la función, para evitar aglomeración en la entrada. Con el mismo criterio, cuando la función termine, se planificará una salida escalonada.
Los espectadores se sentarán en filas alternas, separados entre sí por dos localidades vacías de ambos costados. Serán ubicados solo en las filas pares, de manera de aumentar la distancia entre el escenario y la primera fila. Las familias numerosas podrán sentarse de dos en dos, dejando una butaca libre. La distancia mínima entre el escenario y la primera fila ocupada no deberá ser inferior a 5 metros. En una primera fase, se sugiere un aforo del 30%.

TRABAJO POR TURNOS

Todos los elementos que se usen en escena (instrumentos musicales, vestuarios, escenografías, accesorios, utilería) serán desinfectados previamente al uso y luego del uso. No se permitirá el uso compartido: cada elemento deberá ser utilizado por un solo artista.
El uso de los camarines debe asegurar el distanciamiento entre las personas. El aforo debe seguir la regla de una persona cada 5 metros cuadrados si la superficie no lo permite, se definirán turnos de utilización.
Hay estrictas medidas también para las zonas de almacenamiento y trabajo, sin acceso del público. Se limitará la manipulación de objetos; número limitado de personas en la misma habitación, manteniendo la distancia necesaria (mínimo 2 metros). De no ser posible debido a la cantidad de trabajadores, el personal se dividirá en distintos grupos para trabajar en horarios o días alternos. Celulares y efectos personales podrán utilizarse siempre y cuando sean debidamente desinfectados.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*